Home » Locales » El estar con todos mis hijos es el regalo más grande: Joven mamá

El estar con todos mis hijos es el regalo más grande: Joven mamá

El diez de mayo es un día de celebración para todas las mujeres que han tenido hijos, sin embargo, lo cierto es que ser madre en Nuevo Laredo, e incluso en todo el país, no es nada fácil, y la situación se complica cuando es una jovencita la encargada de criar, educar y mantener a sus niños.
En esta frontera hay cientos de mujeres que trabajan para sacar a sus hijos adelante, hacer la comida, llevarlos a la escuela, hacer tareas, limpiar la casa e ir a trabajar, son algunas de las labores que vienen en el paquete de la maternidad.
Pero con la edad no cambia la situación; posiblemente, las madres solteras jóvenes tienen más energía, pero las tareas y condiciones son las mismas.
Este es el caso de Wendy Bustamante Ramírez, de 23 años, una mujer que quedó embarazada cuando ella tenía apenas 15 años, siendo una adolescente y con mucho todavía por aprender.
A los 16 ya era madre de un niño y, por la situación en la que se encontraba, se vio orillada a dejar los estudios para poder ocuparse de su hijo, pues la relación con su entonces pareja no funcionó, y ella tuvo que asumir una gran responsabilidad.
Hoy en día, a su corta edad ya es madre de cuatro niños, quienes tienen 7, 5 y 3 años de edad, y una bebé de 6 meses, y entre lágrimas confesó que lo único que pidió para este 10 de mayo, Día de las Madres, era estar reunida con todos sus hijos, ya que dos de ellos, los mayores, la custodia es del padre y están con él.
“Lo único que pido es estar con todos mis hijos y mi mamá, porque se siente muy bonito festejar el Día de las Madres, porque también te lo festejan en la escuela de los niños con un festival y todo eso”, comentó Wendy.
A pesar de que el día se ha comercializado bastante, las madres de hoy en día, como Wendy, aprecian más que nada los regalos hechos personalmente y de corazón por sus propios hijos, porque representan algo especial para ellas.
Bien es cierto que lo ideal sería agradecerle a nuestra madre todo lo que ha hecho y sigue haciendo por nosotros durante el resto de días del año, sin tener que esperar a una fecha señalada y marcada por el calendario de cada lugar, como el 10 de mayo.
Aquí en Nuevo Laredo todavía fue común escuchar que les cantaron a las mamás Las Mañanitas, con la ayuda de un mariachi o un trío contratado.
En las escuelas se celebraron festivales, y niños y adultos agasajaron a las madrecitas con flores, con regalos y con salidas a los restaurantes de la ciudad.

Fernando Gonzalez
Tel.: 52 + (867) 712-84-44
redaccion@diario.net

Comparte:

Sobre Fernando González

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Facebook